Los que van a morir te saludan de Fred Vargas

miércoles, 27 de enero de 2016

Los que van a morir te saludan es una novela de Fred Vargas que no tiene relación con la serie de Adamsberg ni con la serie de los tres evangelistas. Se trata de una novela editada en los años noventa y que en 2015 Penguin Random House Grupo Editorial, S.A.U. ha sacado esta nueva edición en un llamativo color fosforito conservando la portada que se puede ver en otras ediciones de Siruela. El título original es Ceux qui vont mourir te saluent.


SINOPSIS
Claudio, Tiberio y Nerón son tres amigos que estudian en Roma. Los tres hacen gala de una enorme excentricidad al hacerse llamar como los emperadores de la antigüedad, cada uno tiene una personalidad distinta que los pondrá en un aprieto cuando Henri Valhubert, el padre de Claudio, sea asesinado delante del palacio Farnesio durante una fiesta. El inesperado asesinato pondrá en marcha una investigación paralela para evitar que el escándalo dañe la reputación de la familia.

CLAUDIO: el hijo de Henri, un joven que se divierte con una chica distinta cada semana. Tiene un miedo atroz a que su padre acuda a Roma y descubra a lo que se dedica.

TIBERIO: enamorado de Laura, espera su llegada como un perro fiel en la estación. Le apasiona el latín y pasa horas con el obispo Viteli haciendo traducciones.

NERÓN: un amoral y esteta que se peina a la antigua y disfruta declamando imitando al auténtico Nerón. Afirma que jamás piensa, que no es necesario para observar.

HENRI VALHUBERT: el padre de Claudio, un hombre maniático que recibe en su despacho a un vendedor que afirma poseer un boceto inédito de Miguel Ángel. Valhubert detesta los contratiempos y decide ir a Roma para resolver el problema.

LAURA: la esposa de Henri es una mujer que viaja mensualmente a Roma y vive su vida como más le apetece. Tiene una excelente relación con su hijastro y sus dos amigos. Es una vieja amiga del obispo Viteli.

LORENZO VITELI: obispo y amigo de los tres emperadores que trabaja en la biblioteca del Vaticano. Tiene una relación muy estrecha con Laura.

RICHARD VALENCE: investigador que debe encargarse de encontrar la verdad antes que la policía de Roma. Valence es un hombre fuerte que no cae simpático y que utilizará sus dotes deductivas para descubrir la verdad.

LA HISTORIA
Claudio, Tiberio y Nerón, apodados los tres emperadores, hacen de su vida lo que les viene en gana. Disfrutan en comportarse como auténticos augustos, ir de fiesta en fiesta y hacer todo tipo de estupideces. Tenemos unos personajes que viven para hacer su santa voluntad y pasar por alto lo que digan unos y otros y esto puede extenderse a Valence, Laura o el obispo Viteli, cada uno goza de una personalidad única poniendo trabas a la investigación. Henri Valhubert, impresionado por los bocetos de Miguel Ángel decide dirigirse a Roma inesperadamente, algo que no casa con su carácter de hombre que evita los contratiempos. Encontrará la muerte ante el palacio Farnesio donde se celebra una fiesta a la que asisten su hijo y sus dos amigos. Valhubert morirá envenenado con cicuta, un elemento melodramático que complicará más las cosas.

OPINIÓN PERSONAL
Es desde luego una novela muy distinta de las que tengo leídas de Adamsberg o la que estoy leyendo de los evangelistas, Vargas no cambia mucho su estilo literario, nos muestra otra forma de asesinar y contar la historia de una manera original. Fred Vargas no plantea crímenes comunes sino que de algo completamente trivial y pequeño puede hacer una novela interesante. He de decir no obstante que cualquier se exaspera con los tres emperadores si los llegase a conocer en persona pero se hacen simpáticos, cada uno con su estilo de vida lo mismo que Laura o el obispo, en cuanto a Valence es un tipo que lo pone muy difícil investigando, es muy suyo, no tiene intención de dejar que el caso le afecte pese a las circunstancias que encontraréis leyendo. Es una novela corta que se lee rápido. Es una novela que como admirador de Fred Vargas compré sin dudar junto con Que se levanten los muertos, primera entrega de la serie los tres evangelistas, algunos detalles me han chirriado un poco creo que por estar acostumbrado al estilo de las novelas de Adamsberg pero en mi opinión no hacen decaer la novela. No es digamos, una investigación policial en sí, parte desde otro punto de vista.

1 comentario: