Un trago antes de la guerra de Dennis Lehane

miércoles, 13 de mayo de 2015

Ya iba siendo hora de reseñar a un autor que me ha causado muy buena impresión. Dennis Lehane autor de la serie de Kenzie y Gennaro y autor también de varias novelas con tramas independientes llevadas al cine como Mystic River y Shutter Island. Estas dos últimas también serán reseñadas en breve tiempo. Comenzamos con Un trago antes de la guerra.


SINOPSIS
Los detectives privados Patrick Kenzie y Angela Gennaro tienen que encontrar el paradero de una encargada de la limpieza que ha desaparecido con documentación importante perteneciente a uno de los hombres más poderosos de Boston. Lo que parece un caso de robo lleva enseguida a Kenzie y Gennaro a una peligrosa trama que hará peligrar sus vidas para que los sucios secretos de los poderosos permanezcan intactos.

LA HISTORIA
Escrita originalmente en 1994, Lehane nos lleva al Boston de los años noventa donde ser ciudadano blanco o ciudadano negro marca una gran diferencia. Los primeros no se mezclan con los últimos y cada asunto de drogas y prostitución tienen que ver con esos "indeseables" que viven en los barrios marginales de la ciudad. El detective Kenzie de familia irlandesa soporta estoicamente ser el hijo del héroe de la ciudad, un bombero que salvó varias vidas que en realidad era un brutal maltratador mientras que la detective Gennaro es una mujer fuerte que no se deja pisar por nadie excepto por el cabronazo de su marido que la golpea constantemente. Una pareja atípica de la literatura negra que unirá sus fuerzas para resolver un caso muy peligroso relacionado con los bajos deseos de las altas esferas.

OPINIÓN PERSONAL
En honor a la verdad primero leí Desapareció una noche, cuarta entrega de esta serie y quedé encantado con la brutalidad con la que Lehane describe a los seres más despreciables de nuestra sociedad que no siempre son lo que parecen y los podemos tener al lado perfectamente. Un trago antes de la guerra se centra en la diferencia racial y social de Boston donde los ciudadanos afroamericanos sufren el desprecio y se ven obligados a sobrevivir como buenamente pueden, algunos honradamente, otros no.

No hay comentarios:

Publicar un comentario